EL BLOG DEL REAL MADRID

EL BLOG DEL REAL MADRID QUE NO TE PUEDES PERDER

Cuenta la leyenda que Damokles era cortesano de Dionisio I, El Viejo (siglo IV, AC), tirano de Siracusa, a quien envidiaba por su vida aparentemente afortunada y cómoda. El rey, con el propósito de escarmentarlo, decidió que Damokles lo sustituyera durante un festín, pero para ello dispuso que sobre su cabeza pendiera una afilada espada desnuda suspendida de una crin de caballo. De esta manera, Damokles pudo comprender lo efímero e inestable de la prosperidad y del lujoso modo de vivir del monarca. La frase la espada de Damokles se utiliza desde hace mucho tiempo, para expresar la presencia de un peligro inminente o de una amenaza.

El Real Madrid es como Dionisio I, el Rey al que todos temen y envidian; pero como tal, sujeto a las críticas más feroces. Su reinado siempre se ve envuelto en fuertes disputas en las que nunca faltan rivales para asaltar el trono. El Madrid siempre convivirá con esta amenaza histórica, su espada de Damokles dispuesta a cortarle la cabeza.

20 nov. 2011

CON EL LIDERATO A CUESTAS

foto Marca
VALENCIA 2  REAL MADRID 3

Un maestro quería enseñarles una lección especial a sus alumnos, y para ello les dio la oportunidad de escoger entre tres exámenes: uno de cincuenta preguntas, uno de cuarenta y uno de treinta. A los que escogieron el de treinta les puso una “C”, sin importar que hubieran contestado correctamente todas las preguntas. A los que escogieron el de cuarenta les puso una “B”, aun cuando más de la mitad de las respuestas estuviera mal. Y a los que escogieron el de cincuenta les puso una “A”, aunque se hubieran equivocado en casi todas. Como los estudiantes no entendían nada, el maestro les explicó: -“Queridos alumnos: permítanme decirles que yo no estaba examinando sus conocimientos, sino su voluntad".


Anoche el Madrid eligió las 50 preguntas, para derrotar a un Valencia que desperdició  medio partido. Los blancos ganaron los dos periodos. El primero, donde reinó el fútbol y el  segundo, donde dominaron las voluntades. 


Fue un partido total. Juego, patadas, teatro, emoción y algunos, los acomplejados de siempre, añadirían polémica. Cuando el crono ya languidecía, una falta lateral la remató Aduriz al larguero. El rechace lo golpeó Soldado con la puntera y lo despejó Higuaín con la axila. Sí, con la axila. Según el director del diario Sport esto fue un robo. Yo les encomiendo a que cuando vayan por la calle vigilen a los individuos de axilas sospechosas; al parecer, peligran sus pertenencias. Sin comentarios.


Antes, en la primera parte Xabi Alonso cogió despistado hasta el cámara de televisión. Benzema adelantaba al Madrid haciendo que los hechos y el marcador tuvieran el mismo dueño. La autoridad del Madrid se antojaba imperial, dejando los dominios Valencianos a una mera colonia de cualquier isla del pacifico.


En la reanudación, el Valencia decidió cambiar de táctica. Cambió las tarjetas amarillas por las de visita. Tino Costa debió ser expulsado y Alba premiado. El defensa valenciano saltaba por los aires cada vez que alguien, con residencia en Madrid, pasaba por su lado. Mourinho le gritó varias veces payaso. Nada que objetar.


Cuando más picaba el Valencia, más se rascaba el Madrid. Ramos de gran cabezazo colocaba el 0-2. Pero Soldado, minutos después volvía a meter al Valencia en el partido con el 1-2. El encuentro se había calentado tanto que se hacía extraña la ausencia de Ronaldo. El portugués, ayudado por la mala salida de Alves, se apuntó a la fiesta bajando otra vez al Valencia a la tierra. Por su parte Mourinho, subía su alegría a lomos de Callejón. El Madrid tiene tantos recursos propios como ajenos. La relajación de Marcelo permitió que otra vez Soldado acercara posturas. El final, ya lo conocemos. En el último instante, Soldado disparó su fusil pero el Madrid se salvo del tiro. El Pipa lo llevaba puesto; el chaleco, se entiende.


Final de traca para un partido de gran variedad cromática, en el que el Rojo galáctico venció a la Naranja mecánica. Es en estos partidos donde los equipos muestran sus poderes. El Madrid anoche certificó los suyos. El caballito de Mourinho quedará como una de las imagenes de la Liga. Una liga en la que el Madrid se partirá el pecho. Sino, que le pregunten a Higuaín.

11 nov. 2011

GUARDIOLA, LAS DOS CARAS DE LA VERDAD



Un hombre decidió buscar a un maestro de quien poder aprender tanto de su conocimiento como de su ejemplo. Un amigo se enteró de sus intenciones y se prestó a ayudarlo:
-Yo conozco a un hombre santo que vive en la montaña; te acompañaré a visitarlo. 
-¿Cómo sabes que ese ermitaño es un hombre santo?- Preguntó el buscador a su amigo:
-Por su conducta - contestó éste -. Viste túnica blanca en señal de pureza, come hierbas y bebe agua, lleva clavos en los pies para mortificarse, a veces rueda desnudo por la nieve y tiene un discípulo que le da periódicamente 20 latigazos en la espalda.
En ese momento apareció un caballo blanco que, después de beber agua en la fuente y mordisquear unas hierbas, se puso a rodar por la nieve. Al verlo, el buscador se levantó y dijo a su amigo:
-¡Me voy, ese animal es blanco, come hierba y bebe agua, lleva clavos en sus cascos, le gusta tirarse por la nieve y seguro que recibe a la semana más de 20 latigazos. Sin embargo, no es más que un caballo.


Parece y digo que parece, en Can Barça vivía un ermitaño al que todo el mundo trataba como un Santo. Pero un día, un buscador de fortunas prominente de la lejana Italia fue a su encuentro. El buscador, al que todos llamaban Ibra, al poco tiempo regresó a su país:
- ¿Que viste en el hombre que te hizo huir?, ¿si dicen que es un Santo?- Le preguntaron.
- ¿Un Santo?- Respondió el buscador - Un filosofo, eso es lo que él se cree, un filosofo. Si me lo encuentro algún día, le dejo KO. Con Mourinho se cagaba. Tiene a los jugadores como una secta. Mi único problema en el Barça fue el filósofo. En sus charlas en el vestuario parecía querer filosofar, parecía imbuido por Gandhi. Daba la impresión que se creía el inventor del fútbol- Sentenció el buscador.


Yo, por mi parte, admiro a GuarDIOSla. Un hombre capaz de contenerse tanto, y no decir día tras día lo que piensa, es digno de devoción. Il filosofo tiene una legión de súbditos que son capaces de probarle el agua de la botellita que hay en las ruedas de prensa, no vaya a estar envenenada. GuarDIOSla ha evangelizado al Barcelona. El hombre, ¿qué digo?, el Santo respondió de tal guisa a la afrenta de Ibra: - Le deseo lo mejor-. Afirmó. 
¿Le deseo lo mejor?. Hombre, hombre, hombre. Señor Guardiola, esto le debe producir gases, expulselos por favor, le va la salud. 


Es decir, a GuarDIOSla le roban la cartera. El ladrón, que sale huyendo, se tropieza cosa que implica su captura. Los policías se lo llevan arrastras hacia el coche patrulla. Entonces se acerca il filosofo y exclama: 
-Un momento señores agentes, un momento.- Se saca un pañuelo del bolsillo, limpia la sangre del labio al ladrón a la vez que le da un besito en la frente.
-Cuidenmelo bien y que no me coja frío en la celda.- Finaliza.


¿Pero a quien quieres engañar? No es posible que todos los que juegan contra el Barcelona sean los mejores equipos del mundo!!! No es posible desearle lo mejor a alguien que amenaza con partirte la cara. No es posible decir que Bojan es fantástico cuando te ha puesto a parir!! No es posible una moneda....con dos caras, no, no es posible.
Las ruedas de prensa, le delatan. Obsevad y comprobareis evidentes signos de contención. Multitud de giros de cuello. Siempre traga saliva antes de hablar, ganando tiempo antes de la respuesta. La lengua no se la puede morder, se la comió hace tiempo. Bebe agua y juega con la botella. Sí, la misma botella que prueban antes sus súbditos. En definitiva, si miráis más allá de las buenas palabras, del saber estar, de los continuos elogios al prójimo y de la modestia celestial, también lo vereis. El caballo blanco aparecerá ante vosotros y os daréis la vuelta... amén.

6 nov. 2011

A QUIEN MADRUGA, RONALDO AYUDA

foto Marca

REAL MADRID 7  OSASUNA 1

Dícese que en otro tiempo un hombre concertó un pacto de amistad con un sátiro. Llegó el invierno y con él el frío; el hombre arrimaba las manos a la boca y soplaba en ellas. Preguntóle el sátiro por qué lo hacía. Repuso que se calentaba la mano a causa del frío.
Sirviéronse luego de comer y los alimentos estaban muy calientes, y el hombre, cogiéndolos a trocitos, los acercaba a la boca y soplaba en ellos. Preguntóle otra vez el sátiro por qué lo hacia. Contestó que enfriaba la comida porque estaba muy caliente.
-¡Pues escucha- exclamó el sátiro, renuncio a tu amistad porque lo mismo soplas con la boca lo que está frío que lo que está caliente!

No se confundió el Madrid en tan vespertina hora. El fútbol es fútbol, a las 10 de la noche como a las 12 de la mañana. Mal haríamos en renunciar al horario matutino porque, sin tener en cuenta el resultado, se ha demostrado que al público, desagradarle bien poco. Y como a quien madruga dios le ayuda, el Madrid se levantó pronto y recibió bendición divina. Una bendición Cristiana. Fue Ronaldo el que lavó las lagañas a la zaga rojilla con el primer gol del partido.

Osasuna se había presentado con muchas bajas en el Bernabéu, pero trajo la suficiente astucia como para empatar el partido mientras la defensa en bloque del Madrid hablaba de sus cosas. Pepe debió sentirse culpable. Solo tardó dos minutos en devolver la tranquilidad a la mañana. Antes del descanso Higuaín tampoco se olvidó pasar por caja, el partido quedaba resuelto.

La segunda parte le sirvió al público para comprobar que Ronaldo desea otra bota de Oro. Que Benzema sigue en una forma esplendida. Y que Sahin, finalmente Sahin, existe. Tanto habíamos oído hablar de él, que muchos pensábamos que era un leyenda urbana. Pero Sahin debutó, estuvo prudente y bien que hizo. La mala noticia vino con la lesión de Di María. El argentino dió dos goles y pudo hacer otros dos. Tanta electricidad en sus piernas terminaron por electrocutarle.

En fin, la matiné party salió perfecta. El Madrid descubrió que hay fútbol antes de la cinco de la tarde y visto lo visto, seria bueno repetir evento. Ahora la semana de selecciones permitirá coger fuerzas y contemplar el liderato desde la alturas. Se acercan grandes batallas y habrá que tener las cornetas bien lustrosas.